#arteculinario

Sabor cubano.Té de guayaba, fideos fritos y ensalada de vegetales con pollo

Posted on

En estos días que todos andamos con la preocupación de la pandemia, me vio una señora en la  cola  de la  farmacia y me preguntó qué yo sabía sobre la hoja de guayaba. En mi casa la utilizaban  solo cuando se hacía carne asada, en la casa tanto en el patio; cuando se les echaban gajos secos a las llamas para dar sabor a la carne, o cuando se hacía en cazuela, ocasión en que mi mamá lavaba ramas de guayaba tiernas y se las agregaba al asado.

Hace un tiempo, cuando preparaba el libro Latinoamérica en la mesa cubana, encontré que en muchos países también la emplean para condimentar y dar sabor a las comidas.

Me llamó la atención porque son muchas las personas que buscan las hojas de guayaba para hacer infusión contra la covid-19. Esto me llenó de curiosidad y aquí les traigo todo lo que encontré.

La guayaba es una fruta tropical, de sabor dulzón, agradable aroma y baja en calorías. Existen diferentes variedades y color en su pulpa. Con grandes valores nutritivos, propiedades medicinales y como condimento en nuestra cocina.

Entre sus propiedades medicinales tenemos:

  • Mejora la digestión: Es rica en fibras, estimulan los movimientos intestinales, mejorando la digestión. Cuando se ingiere con cáscara ayuda a combatir la acidez estomacal, siendo excelente para el tratamiento de úlceras gástricas y duodenales.
  • Antidiarreica: La guayaba posee propiedades astringentes, antiespasmódicas y antimicrobianas, que ayudan a disminuir tanto la diarrea, el dolor abdominal y los posibles microorganismos causantes de la misma. También puede ser ingerida para tratar la gastroenteritis, la disentería infantil, debiendo ser evitada por aquellas personas que poseen estreñimiento.
  • Propiedades antioxidantes: Por ser rica en antioxidantes y vitamina C, ayuda a prevenir el envejecimiento de las células, así como algunos tipos de cáncer como el de próstata, por ejemplo. La vitamina C puede ayudar a aumentar la inmunidad del organismo, logra resistencia a los virus y bacterias, y facilita la absorción de hierro, ayuda a tratar la anemia.
  • Favorece la pérdida de peso: Por su contenido de fibra, favorece la sensación de saciedad, disminuyendo naturalmente el hambre.
  • Cuida la salud de la piel: Comer guayaba roja o rosada es excelente para la piel, ayuda a mantener la salud de la piel y a prevenir el envejecimiento de las células.
  • Disminuye el colesterol malo: La guayaba es rica en fibras solubles y rica en vitamina C. Las fibras solubles facilitan la eliminación del colesterol a través de las heces, al reducir su absorción se disminuye su cantidad en sangre y favoreciendo su excreción en la bilis.

Además de las recetas que ya conocemos de jugo, batidos, helados, mermelada, cascos, crema, dulce de guayaba, membrillos, les traigo una de jugo de guayaba y té de guayaba. Atendiendo a un pedido de “WRX” también les propongo otras recetas con los frijolitos chinos, aparte de las elaboradas para comerlos pre germinados en ensaladas, en arroz frito, sopas y potajes. De mi libro, que salió recientemente sobre la comida China en Cuba, propongo pasta de frijoles chinos, ensalada de vegetales, fideos fritos con pollo y vegetales, esponjes rusch; atendiendo el pedido de la lectora Natacha. Espero lo disfruten.

Jugo de guayaba

Jugo de guayaba. Foto: Mejor con salud.

Ingredientes:

Dos guayabas, 1 cucharada de hoja picadas de menta y 2 tazas de agua.

Preparación:

Lave, pele y pique las guayabas. Lave y pique las hojas de menta. Ponga en el vaso de la batidora las guayabas, la menta y el agua y bátalo todo.

Nota: Cuando se tenga diarrea, tome el jugo 2 veces en el día.

Té de guayaba

Té de guayaba. Foto: Cocina vital.

Ingredientes:

Cinco hojas de guayaba y 2 tazas de agua.

Preparación:

Lave bien las hojas de guayaba. Ponga un jarro a la candela con el agua, déjela que hierva. Cuando esté, bájela y agréguele las hojas, tape y déjelo refrescar unos minutos. Cuélelo y bébalo de dos a tres veces al día.

Nota: Este té, consumido regularmente, permite al cuerpo ser más resistente a los agentes infecciosos y a prevenir las enfermedades de las vías respiratorias, así como gripes, conjuntivitis y afecciones intestinales. También puede utilizarse en baños de asiento para tratar infecciones vaginales causadas por tricomoniasis y candidiasis, debido a sus propiedades antimicrobianas.

Pasta de frijoles chinos

Ingredientes:

Dos tazas de frijol, 2 cucharadas de aceite de ajonjolí o aceite, ½ cucharadita de jengibre rallado, 2 ajos, pimienta y sal a gusto.

Preparación:

Limpie y macere bien los ajos. Ponga una cacerola a la candela con los frijoles, agua suficiente y déjelos hervir. Bájelos, déjelos refrescar y luego páselos por la batidora y déjelos fermentar.

Luego páselos por un colador y resérvelos. Ponga de nuevo una cacerola a la candela con el aceite, el jengibre, los ajos y sal. Cuando comience a sofreír agregue el batido colado y déjelo hasta obtener una pasta cremosa y suave a gusto.

Ensalada de vegetales con pollo

Ensalada de vegetales con pollo. Foto: MyTaste.

Ingredientes (4 servicios):

Una o dos matas de acelga, ½ taza de frijoles germinados, 1 ají pimiento, ½ mazo de perejil, 2 tomates maduros, ¼ mazo de ajos puerro, 1 taza de pollo cocido y desmenuzado, 2 huevos cocidos, ½ taza de mayonesa y 2 cucharaditas de salsa china.

Preparación:

Limpie, lave y pique bien fina las acelgas. Limpie, lave y deje escurrir los frijolitos. Lave y pique en tiras finas el pimiento. Lave y pique finamente el perejil. Limpie, lave y pique en ruedas los tomates. Lave y pique bien fino el ajo puerro. Pique en ruedas los huevos.

Ponga en una fuente honda la acelga, los frijolitos, el pimiento, el perejil, el pollo desmenuzado, los huevos y las ruedas de tomates.

Mezcle la mayonesa y la salsa de china, viértala sobre los vegetales mezclándolo todo bien. Y adórnelo con el ajo puerro por encima.

Nota: La acelga la podemos sustituir por col, habichuela, apio o cualquier vegetal que disponga. El tomate por remolacha o zanahorias.

Fideos fritos con pollo y vegetales

Fideos fritos con pollo y vegetales. Foto: Kwan homsai.

Ingredientes (4 servicios):

Un paquete de fideos, 2 tazas de fajitas de pollo, 1 ají pimientos, 1 taza de col picada finamente, 4 ramas de cilantro o ¼ mazo de ajo puerro, 3 dientes de ajo, ½  taza de frijoles germinados, 6 cucharadas de salsa de soja, 1 mazo de cebollino, 4 cucharadas de mantequilla o aceite, pimienta y sal a gusto.

Preparación:

Limpie, lave y pique en tiras fina los ajíes. Lave y deje escurrir la col. Lave y pique bien fino el cilantro. Limpie y macere los ajos. Lave y escurra los frijolitos. Limpie, lave y pique bien fino los cebollinos.

Ponga una cacerola a la candela con 2 cucharadas de mantequilla o aceite, los ajos y cuando empiece a sofreír agregamos las fajitas de pollo dándoles vuelta para que se doren. Agregamos poco a poco los ajíes, los cebollinos, la col, los frijolitos, la salsa de soya y puntéelo, manténgase removiendo contantemente durante 5 minutos aproximadamente. Se baja de la candela, se pasa a una fuente y se reserva.

Mientras, cocinamos en una cacerola los fideos con agua, sal, que queden al dente. Los sacamos y los picamos en pedazos.

Ponemos nuevamente la cacerola a la candela con 2 cucharadas de mantequilla o aceite, añadimos los fideos, los dejamos unos minutos dándole vueltas hasta que se frían los fideos y luego le agregamos el contenido que reservamos en la fuente. Se mezcla todo bien para unir los sabores y se deja a la candela unos minutos más, dándole vueltas constantemente. Bájelo, póngalo en la fuente y polvoréele cilantro por encima a gusto.

Nota: Puede sustituir el cilantro por ajo puerro.

Esponjes rusch

Ingredientes:

6 huevos, 6 cucharadas de azúcar blanca, 6 cucharadas de harina, 1 cucharadita de polvo de hornear y 1 cucharadita de vainilla.

Preparación:

Parta en una  fuente honda los huevos, eche las claras y reserve las yemas. Bata las claras para hacer un merengue a punto de nieve, luego agregue las yemas una a una, sin dejar de batir, el azúcar, la vainilla y por último la harina y el polvo de hornear cernidos poco a poco hasta obtener una masa homogénea.

En una bandeja de hornear previamente untada de mantequilla o aceite o puede colocar un papel untado. Vierta la masa uniformemente. Póngalo a hornear. O puede hacerlo en una olla untada de grasa o puede ponerle un papel untado de grasa. Cuando esté,  sáquela, vírela y colóquela de nuevo para que se dore por los dos lados. Saque, píquela a gusto y déjela refrescar. Luego puede cortarla a gusto, guárdelos en un recipiente seco y con tapa.

Sabor y Tradición: Arroz con pollo

Posted on

Arroz con pollo. Foto: Excelencias Gourmet.

Hemos hablado de las diferentes formas que podemos presentar el arroz. Ese grano tan gustado por los cubanos que sin él nos parece que no hay mesa puesta. Pues bien, ¿quién no oyó decir, retuércele el pescuezo al pollo? Era una frase muy socorrida cuando llegaba visita a la casa o un grupo de amigos dispuesto a compartir un delicioso Arroz con pollo.

Es un plato no para diario, sino para ocasiones donde la familia se reunía o un grupo de amigos para socializar, por lo general era un plato dominguero, pues con un pollo o una gallina podían comer varias personas. Y no tan solo se hacia el arroz, también se aprovechaban las vísceras, el pescuezo, las alas y se hacía una deliciosa sopa. Donde la imaginación podía llevar a la creación y hacer una sopa con tostones dentro, o con malanga. Todo dependía de la pericia de la cocinera para dar alimento a los invitados.

Les confieso que nunca supe matar uno. Y cuando lo necesitaba salía a buscar a un o una valiente que le retorciera el pescuezo.

Esto no quiere decir que no lo podamos hacer ahora, quizás es mejor, no hay que buscar a nadie quien le retuerza el pescuezo al pollo. Por lo que les propongo una rica Sopa de pollo y un Arroz con pollo, disfruten.

Leer el resto de esta entrada »